Por la cola

Estos amores cólicos,
de los que se definen por
su fuga y no por su estar.

¿Por donde drena hoy
el tiempo que nos queda; 
cuando ya
no es condición suficiente
ni necesaria 
acomodarse
adormilado 
en las
ruinas de nuestro
espléndido pasado?