El perfume de esta locura

Los hijos del hombre odiaban tanto a su padre, que se odiaban a ellos mismos

Esos días terminaron

Vinieron otros, para abrazar todo lo partido y ya repartido
Esta uña, dos pibes, mi espalda, tu amor, lo inasible y 10 ladrillos nuevos

Había una vez
un hombre