14.7.12

Destinar, ese verbo frágil

Esta mañana, aunque no se me note, me siento mejor de lo que crees

Sigo cazando momentos que se filtran por mi piel y por algunos pocos sentidos.

Ya evito destinar lo que me daña